Translate

lunes, 23 de enero de 2023

La estación espacial Internacional pasará por encima de la feria de abril de 2023 en el momento del alumbrao

La reciente elección de Sevilla como sede de la agencia espacial española ya está teniendo sus primeras consecuencias y, aparte de los dos leoneses seleccionados como astronautas, también un sevillano surcará los mares galácticos en la estación espacial Internacional. Se trata de José Antonio Luna, un ingeniero trianero que se ha convertido en la última incorporación al equipo de cosmonautas españoles que pilotarán la estación espacial.

"Man apuntao a una misión que empieza en abril del año próximo y ya he hecho todos los cálculos de la trayectoria para pasar justo encima de la portada a la hora del alumbrao. Sólo por ver ese momento desde el espacio ya han merecido la pena todos estos años de estudio y sacrificio. Como homenaje encenderé justo en ese momento todas las luces de la estación, a la que por supuesto no faltarán unos farolillos, una guitarra y un cartel que, como si de una caseta se tratara, ponga "Los espaciosos", porque yo mis orígenes no los pierdo ni fuera del sistema solar" afirmaba José Antonio Luna en declaraciones exclusivas a lacosaestamuymal.

Caseta "Los espaciosos"

"He conseguido hacer flash de rebujito -continúa el cosmonauta trianero- para darle ambiente a la primera caseta espacial. Lo bueno que tiene el espacio es que no hace falta hielo, sacas los flash dos segundos por la ventanilla y cogen justo el frío perfecto para beberte el rebujito, un poco a la manera que hacíamos de pequeños cuando el flas se estaba terminando. No hay que olvidarse que allí hay gravedad cero, lo que dificulta mucho las tareas cotidianas, pero yo soy muy echao palante y quiero intentar bailarme la primera sevillana sin gravedad con la astronauta leonesa mismo. La cuarta parte va a estar más movida que el acople de interstelar pero lo vamos a intentar!"

"También he pedido permiso para una variación en la trayectoria y hacer un vuelo rasante por encima de la portada pero los malajes de los americanos se han puesto muy jartibles con que si la seguridad, la misión y otras paparruchas del estilo y de momento no ha habido manera. Lo que sí me han dado permiso es para hacerle al traje de protección exterior unas modificaciones que no alteran su diseño básico pero que lo convierten en el primer traje de corto espacial."

La iniciativa y la imaginación de este cosmotrianero parecen no tener límites, dos de las cualidades que siempre han definido a Sevilla como ciudad.

"Me voy a llevar también una pequeña figura de la virgen del Rocío y ya he echado la solicitud para ser la primera hermandad rociera interplanetaria de la Historia. Con un poco de suerte, me tiro en paracaídas y aterrizo en las marismas el día del salto a la reja. Quién dijo que nuestra Blanca Paloma no pudiera volar tan alto!"

No hay comentarios:

Publicar un comentario